Se puede cambiar de marca de cámara sin tener que cambiar de marca de objetivos.

Normalmente cuando nos decidimos por una marca de cámaras réflex nos mantenemos fieles a ella. Una vez tomada una meditada decisión sobre qué marca de cámaras nos convence más, cambiaremos a veces de modelo, pero no de marca.

No obstante, en algunas ocasiones este cambio de marca se produce. Puede ser por una mala experiencia o porque encontramos en otra marca suficientes características nuevas que nuestra marca no ofrece y que nos animan a realizar el cambio.

Cuando Canon empezó a fabricar cámaras réflex con la posibilidad de grabar video, muchos fotógrafos y video aficionados realizaron el cambio. No obstante, muchos de ellos seguían echando de menos algunos de los buenos objetivos con los que habían estado trabajando. Un objetivo de focal fija que haya sido perfeccionado a lo largo de los años nos ofrece una sorprendente calidad a un precio muy reducido. Así que idearon la manera de poder usar esos viejos objetivos con las nuevas cámaras.

La solución vino en forma de anillos adaptadores, los hay para casi cualquier combinación de marcas entre objetivos y cámaras. Dichos adaptadores se acoplan a la base del objetivo y permiten adaptar la montura propia de esa marca de objetivos a la montura de la marca de nuestra cámara. Por unos 20€ podemos encontrar fácilmente el modelo más básico adecuado a nuestras necesidades. La marca Fotodiox es una de las que nos ofrece más modelos.

old_lens_01

Viejos objetivos.

old_lens_02

Anillo por el lado donde se acopla al objetivo.

old_lens_03

Anillo por el lado donde se acopla a la cámara.

old_lens_04

Objetivo con el anillo incorporado.

old_lens_05

Indicador del punto de alineamiento de objetivo y montura.

old_lens_06

Objetivo acoplado a la cámara.

old_lens_07

Cámara marca Canon con objetivo marca Nikon.

 

Sin embargo, debemos de tener en cuenta que este sistema viene con una serie de restricciones. Estos anillos básicos simplemente nos permiten acoplar los viejos objetivos a nuestra nueva cámara, pero en el proceso perdemos el sistema autoenfoque y la posibilidad de controlar la apertura desde la cámara. Así que deberemos de enfocar a mano, y modificar la apertura sólo será posible si nuestro objetivo cuenta con un anillo de aperturas incorporado.

Para poder controlar la apertura en los objetivos más modernos en los que no encontramos un anillo de aperturas, existen anillos conversores por unos 40 o 50€ que lo permiten.

Objetivos como los de Nikon, varían la apertura gracias a una pequeña pestaña que al moverse abre o cierra el diafragma a voluntad dejando pasar más o menos luz según nuestro deseo o necesidad. Esta pestaña es accionada de manera mecánica por la cámara, y estos anillos conversores más avanzados disponen de un saliente móvil en ellos que permiten accionar esta pestaña del objetivo de manera manual, ampliando así el rango de objetivos que podemos usar de manera significativa.

 

old_lens_08

Finalmente decir que existen algunos modelos de anillos adaptadores que incorporan un chip indicador de enfoque, que aunque no nos permiten utilizar el autoenfoque de la cámara, si permiten comunicarnos con la misma y nos indican si el punto elegido como punto de enfoque está enfocado o no. Este tipo de anillos puede costar entre 120 y 150€.

Nota: El equipo de FotografiaDSLR no se hace responsable del daño que pueda sufrir tu cámara u objetivo por el uso de anillos conversores de marcas de dudosa calidad. Infórmate adecuadamente antes de intentar realizar cualquier tipo de modificación a tu apreciado equipo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s